Donate

¿Cuándo iniciar terapias?

¿Cuándo iniciar terapias?

El desarrollo típico de todo niño está marcado por logros correspondientes para cada edad. A estos se les conoce como hitos o indicadores del desarrollo. Estos hitos nos ayudan a reconocer si un niño se está desarrollando en cada área acorde a su edad. Por ejemplo, se espera que a los 6 meses un bebe empiece a sentarse sin apoyo y le guste mirarse al espejo.

Usualmente estos indicadores son revisados en las visitas de rutina al pediatra. El atraso o ausencia de alguno de estos pueden señalarnos qué área estimular. Por ejemplo, si un bebe de 6 meses no se voltea para ambos lados, nos recomiendan hacer ejercicios que los inciten a voltearse hasta lograrlo independientemente.

En el caso del Trastorno del Espectro Autista (TEA) la ausencia de algunas habilidades puede ser alerta de necesitarse mayor observación. Entre estos indicadores, por ejemplo, están el señalar para mostrarle a otras personas algo interesante (18 meses), usar gestos simples, como mover la mano para decir “adiós” (1 año), y reaccionar cuando se menciona su nombre (6 meses).

¿En qué momento necesitamos actuar? Cuando un niño no alcanza los indicadores de desarrollo para su edad. Porque estos suelen ser prerrequisitos para los que debería lograr a continuación.

Si ponemos un ejemplo un poco más cotidiano, así como no esperamos a que nuestro hijo desapruebe el curso de matemáticas para contratar un profesor de refuerzo, sino que lo hacemos apenas notamos que tiene dificultades con algunos temas; del mismo modo, cuando observamos que un bebe no está logrando los indicadores de desarrollo a tiempo, lo idóneo es que empecemos a enseñarle directamente esas habilidades para que las desarrolle a tiempo, y tenga las herramientas necesarias para los nuevos hitos que debe lograr en la siguiente etapa. 

La intervención temprana tiene un impacto significativo en el abordaje del autismo.  Cuanto antes se empiece una intervención de calidad, tendremos mejores resultados a corto y largo plazo.  En muchos casos se pueden detectar señales de TEA en los primeros meses de vida, y a los 2 años puede darse un diagnóstico confiable. A pesar de esto, en Latinoamérica la edad promedio de diagnóstico es aún 4 años de edad.  Si esperamos a un diagnóstico para empezar a enseñar habilidades que no se están logrando a tiempo, estamos perdiendo una gran oportunidad durante el periodo de mayor plasticidad neuronal.

Actuemos temprano, actuemos ante las primeras señales.

También pueden interesarte los siguientes artículos

Alcanzando | ¡Aprendamos las señales a tiempo!

Alcanzando | ¿Las terapias son para siempre?

Alcanzando | Cinco momentos donde usaste ABA esta semana y no lo sabias

En Alcanzando, apoyamos a las familias y niños con autismo en su desarrollo brindándoles servicios basados en ABA apropiados para su edad y habilidades. Contáctanos para obtener más información sobre cómo Alcanzando puede ayudarte.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.